Marketing de contenidos para abogados, tips, consejos, sugerencias, recomendaciones, indicaciones

Marketing de contenidos para abogados, tips, consejos, sugerencias, recomendaciones, indicaciones, asesoramiento, consultoría, asesoría, ejemplos. Seamos honestos: anunciar su práctica legal puede ser difícil de pagar. Las palabras clave relacionadas con la ley se clasifican constantemente entre las más caras (el enlace es externo) para pujar. Colocar un anuncio de Google para la palabra "abogado", por ejemplo, le costará casi $ 30 por cada clic en su sitio web.
Afortunadamente, existen varias oportunidades que le permiten difundir la palabra y aumentar su credibilidad sin socavar su presupuesto. Entre ellos, el marketing de contenido puede ser el más efectivo para ayudarlo a obtener nuevos clientes.
Por supuesto, como en el caso de cualquier estrategia promocional, el marketing de contenidos debe ser estratégico para tener éxito. Para unirse a la letanía de pequeñas empresas que están adoptando con éxito esta filosofía , aquí están nuestras 10 mejores estrategias de marketing de contenido para bufetes de abogados. Como experto en SEO y marketing en línea para abogados, enfatizo la importancia de tener contenido de calidad en el sitio web de una empresa. Por ahora, probablemente haya leído o escuchado que "el contenido es el rey" cuando se trata de la estrategia de marketing en línea de cualquier bufete de abogados. En este artículo, no voy a predicar a nadie sobre el contenido, excepto para decir esto: el contenido es lo que atrae tráfico a su sitio web, y el contenido de calidad es lo que convierte a un visitante en un líder firme.
  1. No escriba como un abogado.Escribir como un abogado derrota por completo el objetivo del marketing de contenidos para clientes potenciales. Los clientes no quieren un abogado que les diga lo que piensan u que opina. Los clientes no quieren aprender la ley; quieren entender cómo afecta su situación.En general, el sello distintivo de cualquier gran publicación de blog sobre la ley es una publicación que hace que los conceptos complejos sean simples de entender para el lector.
  2. Proporcionar soluciones a los problemas de los clientes potenciales. La idea puede ser dar información pero ir más allá, ser un recurso que de solución a los embrollos legales de los lectores; de abordar las necesidades específicas de su población objetivo.Más que generalidades, escribir notas razonablemente completas.
  3. Ser original, en los contenidos y en el enfoque, ese será el plus, más allá de Google Search, pensando en los clientes.
  4. Debemos posicionarnos como líderes; crear contenido y promocionarlo en los lugares correctos; construir relaciones con los clientes y pedir referencias, recomendaciones; no subestimar el poder del voz a voz, son impactantes sus resultados.
  5. Aproveche Linkedin. Responder preguntas con su nicho de mercado legal.Resalte historias de casos. Presente a su equipo.
  6. Noticias de la industria en su portada, no se limite a su firma.Vale la pena compartir novedades legales, puntos de vista sobre tal o cual decreto o ley, relaciones entre tal norma constitucional y aquel código de comercio, glosario básico del oficio, explicación de los alcances de tal legislación en la Unión europea, repercusión de la ley de inmigración en los Estados Unidos, etc.
  7. Explicar las complejidades legales. Preguntas frecuentes, diccionario legal. Ser visuales, mantenerlo divertido
Algunos consejos finales:
El mayor recurso a invertir en construír y consolidar reputación online para su negocio, es tiempo, inteligencia y redacción.Si tiene en mente compartir una disertación sobre la legislación vigente sobre la seguridad social, pudiera abordar un artículo mediano introductorio, uno más aplicado a Canadá por ejemplo, otro para la provincia de Quebec; etc, etc. Resuelva asuntos concisos en sus opúsculos. No trate de abarcar todo el universo legal en un solo video o diapositiva, va a ser literalmente imposible.

Comentarios

Lo más visto

Cual es el origen del marketing; de donde salió, cómo apareció, mercadotecnia